top of page

Corriendo al Padre

Sí, durante los pasados 4 meses he vivido en gran silencio por aquí, por este Blog. Han sido muchos cambios, procesos y adaptaciones en esta aventura llamada embarazo. Un embarazo muy anhelado, orado, esperado y deseado. Luego de 10 años de matrimonio, con 34 años de edad, muchos procesos, vivencias y sanaciones vividas. Justo en este tiempo llegó un ser muy esperado el cual desde el día 1 llenó mi vida de alegría. Muchos cambios han venido a mí, emocionales, físicos, espirituales, matrimoniales, como mujer, como hija, como futura madre, como cristiana, como líder, como Marina.


Ha sido un caminar de procesos nunca antes vividos. Sentirme mal todo el tiempo por razones y complicaciones de mi salud vs el embarazo. Ver como mis emociones cambian constantemente. Sentir como mi energía va desvariando. Ver como mi cuerpo cambia y llegan incomodidades. Sentir emociones nunca antes vividas por un ser que crece dentro de mí. Así han sido mis pasados 6 meses, así me he ido convirtiendo en mujer, en la mujer que Dios necesita que yo sea en este tiempo y en este momento.